Medición del impacto de las prácticas de ASCTeI

8 Noviembre 2018
Medición

En el documento Hacia la medición del impacto de las prácticas de apropiación social de la ciencia y la tecnología: propuesta de una batería de indicadores, se presenta una propuesta de indicadores cualitativos para hacer un seguimiento de dichas prácticas. Una batería que se diseñó a partir del caso de Maloka, pero puede ser de utilidad para múltiples actores que realizan ejercicios de ASCTeI. Plantea una discusión sobre el concepto de ASCTeI, muestra una revisión bibliográfica sobre la medición de actividades que vinculan ciencia y sociedad, explica por qué es importante el desarrollo de este tipo de mediciones y muestra la metodología seguida para el diseño de la batería.

El documento plantea la pregunta ¿Por qué una batería de indicadores cualitativos? Y desarrolla la siguiente respuesta: “Como se ha visto, existen diversas intencionalidades y formas de medición. En no pocas ocasiones, el diseño de indicadores de impacto social para actividades de ASCyT es un ejercicio que está enmarcado en narrativas y marcos normativos más generales que han respondido a la preocupación de generar mecanismos para dar cuenta (accountability) de la eficacia y en algunos casos de la eficiencia de estas acciones. Esto puede llegar a ser problemático en tanto que organizaciones y gobiernos priorizan aquellas actividades que muestran mejores rendimientos en términos de retornos económicos o número de personas atendidas, despreciando otras que no son fácilmente cuantificables.

En el primer caso, se trataría de indicadores de output en donde los resultados se valoran en función de la eficacia de la ejecución de los recursos materiales y económicos dispuestos para la iniciativa, o de los productos o actividades frente al diseño inicial, es decir, desde la perspectiva de los promotores o financiadores de las actividades. Pero existe otro conjunto de indicadores, los de outcome, que consideran los resultados en términos de los cambios producidos por medio de la iniciativa que permiten involucrar las visiones de otros actores que participan en ella (Neresini, Pellegrini, 2008, p.242), dando cuenta que la medición también puede ser un ejercicio reflexivo de auto-evaluación, seguimiento y monitoreo al cumplimiento de objetivos y en el caso de la batería propuesta, una herramienta para monitorear el objetivo fundamental de lograr que diversos actores se apropien de la ciencia y la tecnología dando una medida de los cambios que ocurren en los participantes de estos procesos.

Maloka cuenta con 16 años durante los cuales ha implementado una gran cantidad de estrategias, algunas de carácter más permanente y otras más puntuales y temporales con la intención de cumplir de formas diversas su misión. Se cuentan actividades como exposiciones interactivas, clubes de CyT, agenda científica para el público general, formación a mediadores y exposiciones itinerantes, entre otras. Esta diversidad de actores involucrados y estrategias diseñadas ha representado un reto para la organización a la hora de definir criterios unificados para evaluar el impacto de sus programas misionales. La medición de estos resultaba compleja de implementar, por cuanto se presentaban diversidad de objetivos, actividades, actores y en ocasiones falta de claridad frente al alcance potencial de las estrategias. Esto dificultaba contar con indicadores que permitiesen reportar, de manera integral, sobre el desempeño de la organización en relación con el cumplimiento de su propósito misional. Esta carencia ha impedido tener información clara para dar cuenta de los logros de las actividades, así como para orientar la estrategia organizacional con una perspectiva integral de los programas y su relacionamiento con los públicos.

Es así como el punto de partida fue construir una batería de indicadores que lograse abarcar la variedad de actores y productos de la organización, al tiempo que permitiera establecer su relación con la noción de ASCyT que es en últimas el gran objetivo que persigue Maloka.

Ello está en directa relación con la necesidad de definir un enfoque claro en relación con los impactos que la institución espera tener y en su fase de implementación también implicará pensar en el desarrollo de estrategias de medición adecuadas según la dinámica de cada actividad.

De otra parte, una realidad de quienes ejecutan prácticas para la ASCyT en Iberoamérica es la falta de recursos económicos, lo cual muchas veces hace que asuntos como el seguimiento y la evaluación queden en un segundo lugar tanto en términos de asignación de presupuestos como de tiempos y personas para realizar estos ejercicios. Estas restricciones se convierten en variables importantes a considerar en el diseño de cualquier metodología de medición ya que ello garantizará también su implementación y uso”.

Consulte el documento completo, contenido tomado de ScieLo